Excite

¿Monitor o proyector? ¡No dudes más!

Cada vez hay más personas que dudan entre tener un monitor o un proyector. Estos últimos se han popularizado y con el dolby surround en casa pueden hacernos sentir como en el cine pero sin salir de nuestro hogar. Sin embargo no es oro todo lo que reluce y las pantallas de toda la vida tienen mucho que decir.

Más grande, pero más caro

El monitor difiere del proyector en su tamaño y esa es su mayor baza. La pantalla es más pequeña, aunque se pueden encontrar monitores hasta de 80 pulgadas. Sin embargo nunca podrá competir con un proyector que puede ocupar una pared entera.

Sin embargo el hecho de ver una película, una pantalla de ordenador o jugar a la videoconsola en una pared tiene sus consecuencias. Para comenzar la económica: son más caros los proyectores que las pantallas: su precio de salida, los de calidad más alta, son3.000 euros. Aunque también los hay de 250 euros.

Sí, las pantallas más baratas también oscilan esta última cifra, sin embargo los plasmas duran 60.000 horas mientras que la bombilla de los proyectores dura 1.000 horas. Esto es, tendremos que cambiarla cada año si la usamos una media de 3 horas diarias.

Otro de los problemas que tienen los proyectores frente a las pantallas es el 3D. Cada vez más películas e incluso programas de televisión se suman a las tres dimensiones. Sin embargo los proyectores no se pueden adaptar a ellos tan fácilmente.

Por último el proyector requiere de un espacio en el que no haya muebles y una pared entera, o bien que haya una lona que tendremos que subir y bajar.

El proyector para el trabajo

En la discusión de monitor o proyector, éste último solo gana cuando se requiere de la atención de un gran número de personas. Entonces se necesita enseñar a más gente y por tanto tendremos que optar por proyectar las imágenes sobre una pared. Pero para la economía familiar no sale rentable.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017