Excite

¿Cuánto cuesta mantener una relación a distancia?

  • Lord Ferguson - Flickr

Aparte de los problemas de no poder hacer cosas juntos y de no verse cada día, el coste económico de una relación a distancia impone una pesada carga, aunque también tiene algunas ventajas sobre las relaciones presenciales.

En un artículo publicado en The Financial Diet, Meghan Koushik explica su experiencia. Koushik y su novio se conocieron en la Universidad y después encontraron trabajos en ciudades distintas. Aunque la decisión de mantener la relación a pesar de la distancia no fue tomada a la ligera, por el camino han ido aprendiendo a sortear las dificultades y a asumir el coste económico.

El gasto principal y más importante es el de los viajes, por supuesto. Verse al menos una vez al mes significa un gasto de cerca de 2 000 dólares anuales cada uno. Gran parte de la relación se desarrolla a través de las redes sociales, pero el contacto físico es necesario, al menos de vez en cuando. De todas maneras, el poder planear por adelantado esos viajes permite al menos aprovechar las ofertas que a menudo ofrecen las compañías aéreas.

Las visitas también depende de los horarios de trabajo de cada uno. En el caso de Koushik, sus horarios eran más fijos, mientras que los de su novio incluían viajes fuera de su ciudad, de manera que a menudo podía alargarlos para visitar a su novia. Eso significa que los desplazamientos entre una y otra ciudad no tienen porqué ser equitativos.

Como contraparte, el tener que viajar para poder verse significa que no queda presupuesto para salir de vacaciones. Además, todo el tiempo de vacaciones está dedicado a visitar a la pareja y a la familia, por lo que no queda hueco para otros planes interesantes con lo que hay que renunciar a otras experiencias.

FOTOS: 'Trolean' a una pareja que pidió un retoque con Photoshop a una imagen

Normalmente no es posible celebrar juntos los aniversarios y cumpleaños, pero eso se resuelve con celebraciones retrasadas. Pero eso presenta otras dificultades no previstas. Cuando el tiempo compartido en persona es tan escaso, todos los días son especiales, y es difícil no convertirlos en cenas caras, regalos extra y, en general, gastos prescindibles. A cambio, se aprende a prescindir de otras cosas y a llevar una vida frugal durante los períodos de separación.

Se requiere, pues, no solo la voluntad de mantener la relación sino también un preciso manejo del tiempo, combinando los días libres de ambos, y un presupuesto bien elaborado, para que los gastos no sobrepasen los ingresos. En este sentido, Koushik explica que es difícil hacer planes normales de pareja, los que implican vivir juntos y compartir casa, gastos y presupuestos, lo que da un tinte de 'inmadurez' a la relación.

Pero en la parte positiva, el vivir solo permite dedicarse a trabajo y estudios de forma más completa, separada de la vida amorosa y de familia, lo que permite aprovechar mejor las oportunidades laborales. También se pierde menos tiempo, que escasea, en pequeñas peleas intrascendentes.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018